Bienvenidos a Svegliare...

No es un blog con algún tema definido, sólo soy yo con mi frustrado sueño de escritora, hablando de mí, de lo que hago, pienso y deseo... no me considero tan interesante... pero podría intentarlo :)

lunes, 14 de mayo de 2018

El inicio... una vez más.

Hola Blogósfera. Hace 3 años que no pasaba por acá.
No puedo pensar excusas por las cuales me alejé de aquí, pero debe ser mi agitada vida laboral. Incluso cuando tenía un Huawei 635 podía subir publicaciones desde la app...ahora con un P9 Lite ni me acordaba de mi blog :(
En realidad no hubiera regresado por acá a menos que no hubiera recibido ese impulso por volver a escribir.
Y ahora me dirán "¿de nuevo?" y yo me reiré ja-ja-ja xD
Ya saben que las personas no suelen impresionarme. Estoy tan calada de frustraciones que dejo mis expectativas súper altas, inalcanzables. Así nadie me impresiona y no me decepciono de nadie. Pero, ¿qué, si he conocido a alguien que me ha impresionado un poco DEMASIADO?
Me encantaría resumirles mi vida en estos tres años pero acabaría hecha un mar de lágrimas. Justo ahora me siento algo sensible y he empezado a escribir esta entrada en el block de notas del celular.
Necesito un fuerte abrazo y palabras de aliento, pero luego caigo en cuenta que todo lo que me pasa son consecuencias de mis decisiones (malas en su mayoría) y me da vergüenza admitir que es así.
Así que, podría  fingir que estoy bien, que no ha pasado nada, que nado en felicidad y vivo una historia de final feliz.
Si algo de lo arriba escrito fuera cierto, no estaría tecleando como loca en cel intentando desahogarme.
Siento que necesito un viaje largo, un buen libro, un termo de mocaccino y un celular sin batería desconectado.
El sentimiento de la semana se puede resumir en "sigo casada y ya no quiero estarlo". Y he tratado de seguir mis lineamientos, mis propios consejos, ser de las "inconformes que se quedan" a solucionar las cosas, pero cuando miro hacia atrás pienso "¿hay algo para solucionar?"
Léanme, soy un completo desastre, antes escribía con mayor coherencia.
Y en medio de todo mi desértico caos, hay un oasis. MI OASIS.
¿Y aquí viene la parte en qué me juzgan? 😞 me da igual.
A mis 31 años estoy aprendiendo que al único al que le debo explicaciones es a Dios, y que debo ser fiel a mi misma, de nada me ha servido la fidelidad a otro ser humano, tan imperfecto-o más-que yo.
En lugar de escribir y tirar papeles. Volveré a ingresar entradas a mi blog. Y a recordar una vez más el IMPRIMA, NO DEPRIMA del grande Bryce Echenique.
Así que sin importarme nada, seguir mi camino enamorándome una vez más, de mí, de mis hijos, de la vida...y de Domingo.
Resultado de imagen para i love sunday

Lo bueno: Me siento una vez inspirada
La malo: Mi inspiración tiene fecha de caducidad
Lo feo: Odio las distancias

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tiny Book